lunes, 6 de febrero de 2012

La Tinta, el Tintero y... el Final

Supongo que es hora de cerrar el kiosko. No penséis que este es un adiós definitivo. En absoluto. Tan sólo me he cansado un poco de perseguir fantasmas. Mirando hacia atrás me doy cuenta de que llevo casi 5 años tratando de cazar sombras esquivas que poco o nada tienen que ver con lo que vivo; pero sí mucho que ver con lo que sueño.

Un punto y a parte, que tanto me hacía falta. Un alto en el camino. Un ligero desvío, pero no penséis que me rendiré tan rápido. Seguiré escribiendo porque es de las pocas cosas que me llenan por completo. Intentaré dedicarle más tiempo a mis proyectos, y a lo que no son proyectos.

Observo lo que se ha convertido una sencilla habitación repleta de libros, un escritorio y un buen montón de cuadernos escritos, hojas en blanco y mil y un trastos que me recuerdan que seré, de por vida, un eterno soñador. Se ha transformado en mi pequeño bastión.

Maldita sea, ni si quiera tengo televisor. Ni la intención de comprar uno. Prefiero gastar mi poco dinero en unas cuantas estilográficas y plumas. En un montón de papel y en escribir historias que me cuesta comenzar, y cuando lo logro, me cuesta terminar. Casi sin darme cuenta me he transformado en un artista del escape. Llenando cuadernos enteros con las confesiones que se le escapan a unos ojos sinceros. Comenzando decenas de ideas que, con el tiempo, se han quedado olvidadas dentro de los cajones del recuerdo.

De esta forma han pasado los días, después los meses y finalmente los años. A lo mejor estoy madurando, viendo el mundo desde otra perspectiva. O tal vez, de lo que no me canso es de inventar, de aprender, de tratar de darle una salida a toda esta maraña de ideas. A toda esta imaginación que se encuentra por encima de lo cotidiano y absurdo.

Quizá, de mayor quiero ser un pequeño Robinson Crusoe.


"La madurez del hombre es haber vuelto a encontrar la seriedad con la que jugaba cuando era niño." F. Nietzsche

8 comentarios:

kR dijo...

Espero que esta opción sea para deleitarnos con algo más grande!!!

Juan Manuel Redondo dijo...

A saber pero con algo diferente seguro. :P

Al menos la idea de enfocar el blog. =)

Mar dijo...

Siempre te leo, aunque nunca escriba, quizás porque considere que mis palabras no son tan especiales, como haces tus entradas. Sólo decirte que te echaré de menos mientras dure tu ausencia¡ Besos y vuelve pronto¡

Treinta y Tantos dijo...

Espero que seas capaz de encontrar esa seriedad de niño, para hacer tus sueños realidad...porque al fin y al cabo la imaginacion, la ilusion y los sueños son para eso, para creer en la posibilidad de hacerlos realidad....aunque finalmente todo se quede en eso en estilograficas y folios en blanco, en tinta y tinero....porque los sueños sueños son!!

Sigue Soñando

Juan Manuel Redondo dijo...

@Mar: Todas las palabras, incluso las tuyas aunque no lo creas, son especiales. ;D

Tranquila, el blog no lo abandonaré. ¡Eso jamás! Sólo me apetece probar caminos nuevos, experimentar. =)

¡Besos!

@Treinta y Tantos: Muy cierto. Al fin y al cabo si no lucho por mis propios sueños, ¿quién lo hará?

Vamos a ver hasta donde me llevan... ;D

¡Besos!

pilar dijo...

La tinta, el tintero y los buenos augurios... Éxitos para lo que sea que estés buscando dentro tuyo o por ahí afuera. De un soñador a otro debo decirte que nunca dejes morir esos sueños, algo en lo que tienen razón las telenovelas para preadolescentes es que los sueños son el combustible que pone en marcha nuestro motor. Espero que cuando vuelvas nos sigas deleitando. Saludos.

scort madrid dijo...

Una vez me dijeron que no estaba siendo feliz porque solo tenia sueños que no cumplia y desde luego no tenia intención de cumplirlos pero es que ... tener sueños forma parte de mi crecimiento como persona y no llevarlos a cabo hace que siga moviendome como si deseara hacerlos realidad.A mis 45 añitos me siento como cuando tenia 22 pero con una perspectiva menos clara. A veces creo que voy como los cangrejos pero zigzageando.

Juan Manuel Redondo dijo...

@Pilar: Yo al menos me considero una persona que sin sueños no podría vivir.

Puede que esa sea la causa de mis mayores logros y mis peores decepciones. Quien sabe. :P

En cualquier caso, tienes toda la razón, cuando uno deja de soñar... Está muerto.

¡Un beso!

Bienvenida a la Tinta y el Tintero, @Scort Madrid, me alegra ver que sigue habiendo personas que ocurra lo que ocurra siguen soñando.

Ir hacia atrás como los cangrejos, en zigzag o en espiral, es una magnífica forma de continuar aprendiendo hasta el final. =)

¡Un beso!